Nosotros

Jus nació, en la década de 1930, como una revista universitaria de temas jurídicos auspiciada por Manuel Gómez Morín, uno de los intelectuales más importantes de la historia reciente de México, fundador del Partido Acción Nacional. Esa originaria vinculación con el derecho explica su nombre: jus (o ius) es la palabra latina que designa, precisamente, el derecho objetivo: las normas.

El interés que suscitó aquella revista animó a Gómez Morín a dar un paso más y fundar, a principios de los años cuarenta, una editorial que ya no se ocupara tan sólo de cuestiones de derecho, sino que diera espacio al pensamiento católico y a la historia observada desde una perspectiva crítica con la versión oficial.

Ése fue, más o menos, el perfil de la editorial hasta principios de la década de los ochenta, cuando se convirtió en una editorial generalista; ésa es, también, la imagen que muchos lectores mexicanos conservan de Jus: una antigua editorial católica y de centro derecha.

Sin embargo, ya a principios de la década de 1990, y de la mano de Gabriel Zaid, Jus experimentó una primera renovación: dada la evidente transformación de México, la editorial buscó abrirse como nunca antes al pensamiento occidental, aunque sin perder su raigambre católica. En esa época, las páginas de Jus acogieron a plumas tan notables como Lanza del Vasto y Flannery O’Connor, Esther Seligson, Jean Meyer y Miguel León Portilla.

La nueva editorial Jus, de reciente arribo en España, quiere ofrecer su espacio a los grandes temas de la cultura mediante obras de calidad indiscutible y cuidadosamente editadas; quiere intervenir en los debates de nuestra época aportando una mirada americana, pero sin romper los lazos que nos unen a la mejor tradición occidental; quiere, en definitiva, ser un instrumento útil en la interminable tarea de comprendernos mejor.